¿Comida a la basura? 20 tips para no desperdiciar

25/08/2016 • Curiosidades, Informes, Tips de Cocina • Views: 1669

Si no te gusta desperdiciar comida y tirar el dinero a la basura, entonces este artículo de como evitar los residuos de alimentos es ideal para ti.

Aquí hay 20 maneras de hacerlo. Para aprovechar al máximo tus compras semanales de comida y evitar desechar dinero innecesariamente.

1) Planificar las comidas. – Sabemos que a todos no les gusta planificarlas y puede ser difícil si tienes un horario irregular. Pero si sabemos exactamente lo que vamos a hacer en la semana, sabremos exactamente qué y cuánto debemos comprar, así que no es de sobra comida extra.

2) Congelar las hierbas. – Las hierbas son una de las principales cosas que terminamos tirando, porque compramos hierbas frescas para una comida, las usamos en esa comida y luego son olvidadas. Pero no nos olvidemos de ellas, ya que pueden ser fácilmente congeladas y utilizadas para otras comidas.

3) Congelar porciones extra. – Si has hecho demasiado para la cena, en vez de comer segundos platos o ponerlos en la nevera “para otro momento”, lo pones en el congelador y tiene una comida rápida ya preparada para la semana.

4) Hacer bolsas de batidos o smoothies. – Compras unas fresas o frutillas y 30 segundos después, o así pareciera, se están echando a perder. Si no vamos a comer toda la fruta en el momento, puedes trocearlas y separarlas en porciones en bolsas de freezer. Las congelas y luego se pueden colocar en la licuadora con un poco de leche o agua y algún tipo de proteínas, como la mantequilla de frutos secos. Así tendremos un batido rápido y delicioso.

5) No siempre dejarse llevar por las ofertas. – Al ver las frutas y verduras en oferta es como el Santo Grial de la alimentación saludable con presupuesto reducido, pero debemos ser realistas acerca de lo que realmente vamos a comer. Seguramente, 40 bananas o plátanos por el precio de 10 es una gran oferta, ¿pero vas a comer tal cantidad?

6) ¿Demasiadas bananas o plátanos? – Si finalmente terminas con demasiadas bananas o plátanos, puedes añadirlos a tus bolsas de batidos, o hacer pan de plátano con ellos y congelarlo.

7) No se deshaga de pan añejo. – Si está cubierto de moho, entonces, evidentemente, ya es historia. Pero si simplemente ya no es digno para hacer sándwich, entonces todavía tiene uso. Pásalos por la procesadora de alimentos para hacer pan rallado o algunos croutons para dar a tus ensaladas un toque crujiente.

8) Adopta las frutas y vegetales congelados. – Si te encuentras siempre perdiendo frutas y hortalizas frescas, entonces, trata de comprarlas congeladas. No sólo congeladas por lo general salen más baratas, sino que son igual de nutritivas.

9) Tapar tu comida. – Si vas a colocar las sobras en la heladera, entonces, asegúrate de que está almacenada correctamente y que tiene una tapa. Esto la mantendrá fresca durante más tiempo. Lo mismo ocurre con el queso. Asegúrate de que esté envuelto correctamente luego de usarlo, ya que va a durar mucho más tiempo. También evitaras que tu refrigerador tenga olor a queso.

10) ¿Demasiadas limas y limones? – De alguna manera, siempre terminamos con un montón de limones y limas. Por lo general somos bastante buenos en darles uso. Pero si no podemos usarlos, entonces puedes exprimir el jugo en las bandejas de cubitos de hielo y congelarlos. Luego los ponemos en vasos de agua, o podemos arrojarlos a la comida que se está cocinando.

11) Las sobras y los huevos se aman. – ¿Salsa que sobró? ¿Vegetales? ¿Unos pequeños trozos de diferentes quesos? ¿Carne trozada? Podemos hacer una tortilla o un omelette con todos ellos. Es la comida ideal para utilizar las sobras.

12) Siempre hay una mala manzana. – Una vez que regreses de comprar, revisa todas tus frutas y verduras. Ya que a veces obtendrás uno mala dentro del paquete y puede arruinar a todas. Esto sucede generalmente con las manzanas y las fresas.

13) Compra con más frecuencia. – Sé que esto no es una opción para algunas personas, pero si se puede, en lugar de hacer una gran compra cada semana, haz una más pequeña cada 3 días. Terminas con menos residuos, ya que sólo estás comprando cosas para el próximo par de días. Esto también significa que sólo necesitas planificar las comidas próximos 2-3 días, en lugar de una semana entera.

14) Las listas son tus amigas. – Mantener una lista de todo lo que está en tu refrigerador y congelador. Así sabrás exactamente lo que necesita ser utilizado. Esto ayuda porque de lo contrario podrías ir a la tienda y terminar comprando más cosas que no necesitas. Esto significaría aún más residuos.

15) Sepa lo que las fechas en los alimentos significan. – Al mirar tu comida, asegúrate de saber la diferencia entre “vender antes”, “mejor antes” y “usar antes”. Sin embargo, a veces esas fechas son utilizadas por los supermercados para crear más residuos, así uno compra más. Por lo tanto, yo siempre es bueno comprobar uno mismo el estado del alimento.

16) Usar todo. – Una de las mejores maneras de reducir los residuos es tratar de utilizar hasta tanto como sea posible. ¿Cocinar un pollo entero? No te deshagas de la carcasa, puedes utilizarla para hacer caldo de pollo para luego hacer tu propia sopa. Además, cuando cortas verduras como la zanahoria y el brócoli, no tires los extremos. Ponlos en una bolsa para congelador y añades más a la misma. Cuando está lleno, puedes hacer caldo de verduras con ella.

17) Las sobras de pollo hacen magníficas comidas. – Siempre cocinamos un pollo entero, lo trozamos y lo usamos para las comidas para el resto de la semana. Puedes añadirlo a la pasta, platos mejicanos o sándwiches.

18) Hacer un poco de sopa. – Si tenemos un montón de diferentes verduras cerca a transformarse en residuos, entonces podemos hacer una gran sopa con ellas. Si no se puede comer toda la sopa, y luego se congela también.

19) Saber dónde guardar las cosas. – Fijate lo que tiene que ir en la heladera y lo que se puede mantener fuera de ella. Te ayudará a disminuir la basura.

20) ¿Las sobras de vino? – Si te encuentras con vino de sobra puedes evitar tirarlo. Viértelo en bandejas de cubitos de hielo y congelarlo y luego se puede añadir a comidas como risottos.

Tags: , , , , , , , , , , , ,

Deja un Comentario

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *